miércoles, 1 de abril de 2009

¡Ya no sé qué DVD se va a conseguir en Argentina!


Me rindo...

No sé qué informar, y honestamente renuncio a hacerlo...

Deseo buena suerte a todos los fans argentinos (yo incluida) que deseamos comprar los DVDs de Crepúsculo en este bendito país que parece el talón del universo, por decir algo reproducible y políticamente correcto.

Estoy harta de hallar en la red información contradictoria, cada día distinta y nunca precisa sobre la cuestión.

NO TENGO IDEA DE QUÉ VERSIÓN PODREMOS CONSEGUIR, lo que he informado hasta ahora puede ser erróneo y pido disculpas a quienes se ilusionaron al respecto.

Así como las editoriales demoran siglos en publicar libros que en otros países del mundo se traducen enseguida y salen a la venta inmediatamente (si es que al fin de cuentas y con mucha suerte -para nosotros- lo hacen), con los DVDs ocurre algo similar.

Me sucedió con los de las versiones extendidas de El señor de los Anillos que jamás pude conseguir y con la versión de dos discos de Harry Potter que debo perseguir como un perro de caza hasta dar con ellos.

Aparentemente la fecha clave sería el 8 de abril, a partir de entonces... caminaremos, preguntaremos, llamaremos por teléfono, y nos pasaremos el dato como sea posible; en este preciso instante no le creo a nadie hasta que tenga en DVD en la mano.


Gaby

3 comentarios:

Lisa dijo...

No sé mejor que tú cuando saldrá en Argentina, pero sí sé la fecha en España, el 22 de abril, supongo que no me costará mucho encontar la versión extendida...
Un beso,
*Lisa*

Agus, dijo...

yo lo tengo, jaja trucho :P y hace bastante, lo compre en la calle,tiene todas las esenas especiales, y los comentarios de ello (L

Gabriela Monzón dijo...

Obvio, pero no hay como el original, el de internet todos lo tenemos, sin embargo hay pelis que deben comprarse, sobre todo cuando traen extras como los señaladores o el póster que para los fans son entrañables...

El amor de Bella y Edward...


[Dos y uno]

Dos rojas lenguas de fuego
que a un mismo tronco enlazadas
se aproximan y, al besarse,
forman una sola llama.


Dos notas que del laúd
a un tiempo la mano arranca,
y en el espacio se encuentran
y armoniosas se abrazan.


Dos olas que vienen juntas
a morir sobre una playa
y que al romper se coronan
con un penacho de plata.


Dos jirones de vapor
que del lago se levantan
y, al juntarse allá en el cielo,
forman una nube blanca.


Dos ideas que al par brotan;
dos besos que a un tiempo estallan
, dos ecos que se confunden;
eso son nuestras dos almas.


Rima XXIV, Gustavo Adolfo Bécquer


  © Blogger template 'Ultimatum' by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP